La resistencia a los antimicrobianos es una preocupación creciente. En los últimos años, la comunidad internacional ha asumido compromisos importantes para abordar esta amenaza a la salud global, como el de eliminar gradualmente el uso de antimicrobianos para promover el crecimiento en animales sanos.

Y es que la resistencia a los antimicrobianos (RAM) amenaza la salud de los seres humanos, los animales, las plantas y nuestro entorno compartido, tal y como declara Organización Mundial de Sanidad Animal (WOAH). Esto se debe a que, con demasiada frecuencia, los antimicrobianos se utilizan indebidamente o en exceso en todos los sectores, lo que crea las condiciones para que surja este fenómeno.

Para más información pincha aquí.