El lince ibérico y la leucemia felina

El lince ibérico (Lynx pardinus) es una especie emblemática de España y Portugal y una de las más amenazadas del mundo. A pesar de un aumento reciente en su población, la vigilancia sanitaria es crucial para su conservación. Un estudio reciente encontró anticuerpos de SARS-CoV-2 en linces, mientras que otro identificó microsporidios, destacando la importancia de la investigación de enfermedades.

Un equipo internacional de investigadores, incluyendo miembros de varias universidades, ha realizado un estudio de 14 años sobre el virus de la leucemia felina (FeLV) en linces ibéricos. Analizaron 776 muestras de 586 linces en Andalucía, encontrando una prevalencia baja pero enzoótica del virus, con un 1,4% de muestras de sangre/suero y un 6,2% de ADN proviral del FeLV en sangre, y un 10,2% en tejidos.

De 129 linces muestreados longitudinalmente, el 9,3% se convirtió en PCR durante el estudio. Aunque la infección parece mantenerse en una fase regresiva, los investigadores enfatizan la importancia de la vigilancia continua para prever brotes y garantizar la supervivencia de la población.

Los resultados sugieren que los linces pueden controlar la infección limitando la viremia y reduciendo el riesgo de enfermedad grave. Sin embargo, el seguimiento continuo del FeLV es esencial, ya que incluso una infección controlada puede representar una amenaza para la población en caso de brotes repentinos.

Este estudio resalta la complejidad de las amenazas a las que se enfrenta el lince ibérico y la necesidad de un enfoque multifacético que incluya la vigilancia sanitaria, la conservación del hábitat y la educación pública para garantizar su supervivencia a largo plazo.

 

El lince ibérico y la leucemia felina

El lince ibérico y la leucemia felina

 

A continuación dejamos enlace con la noticia completa sobre el estudio del lince ibérico y la leucemia felina pinchando aquí.